Soledad Monzón: “Toda la sociedad se debe involucrar contra la violencia, dentro y fuera de los centros escolares”

La consejera de Educación y Universidades del Gobierno de Canarias, Soledad Monzón, anunció además que su área está trabajando en la creación de un Observatorio de la Convivencia Escolar, en el que se involucren todas las instituciones y que sirva como instrumento de lucha y detección precoz de este importante problema social.

Soledad Monzón se pronunció en este sentido, durante una comparecencia parlamentaria en la que trasladó al Pleno las medidas que desarrolla la Consejería para prevenir, detectar y actuar contra el acoso escolar en el Archipiélago, entre las que destacó ese trabajo para articular la mejor manera de poner en marcha un Observatorio, que mejore sustancialmente la atención que se ofrece contra el acoso.

En referencia a las herramientas ya existentes, la consejera indicó que Canarias cuenta desde el año 2006 con un servicio contra el acoso escolar «pionero en el Estado y que, aún hoy, es el más completo de todos los establecidos en las diferentes Comunidades Autónomas». El Servicio de Prevención y Ayuda Contra el Acoso Escolar, según señaló, «no es solo un servicio telefónico, sino que su plantilla de psicólogas y psicólogos interviene directamente en los centros, cuando es necesario», un servicio en el que además «se han producido mejoras a lo largo de los años, como la unificación de criterios en la definición del acoso y los instrumentos para medirlo, la mejora de los protocolos de actuación o su disponibilidad para toda la sociedad», resaltó Monzón. Este servicio externo cuenta desde el curso pasado, además, con un teléfono gratuito (800 007 368).

Durante su intervención, la Consejera detalló cómo funciona el servicio y en qué consiste el protocolo que se activa en los casos en los que se detecta un posible acoso, antes de destacar la importancia de las medidas preventivas y de fomento de la convivencia que se desarrollan en los centros escolares. Monzón explicó que el funcionamiento y toda la actividad del Servicio se coordina y supervisa desde el equipo técnico responsable del Programa de Prevención y Ayuda contra el acoso escolar. Desde este Programa, según detalló, se interviene en los tres niveles de prevención ante la violencia escolar en general y el acoso escolar en particular:

  • a.-Nivel primario o de prevención inespecífica y general

Es una prevención dirigida a todos los miembros de la comunidad educativa. Trata de fortalecer los factores de protección propios de los contextos escolares, mediante planes, programas y proyectos que promuevan la consolidación de una cultura de paz en el centro educativo.

Así, se cuenta con Formación del profesorado, un Plan de formación de familias, un Plan de implementación del Modelo de Convivencia Positiva, y otros planes, proyectos, acciones  y actividades que inciden sobre el desarrollo personal, social y escolar.

  • b.- Nivel secundario o de prevención específica

Prevención dirigida al alumnado, incidiendo en reducir, hasta llegar a erradicar, los factores de riesgo asociados a la violencia entre escolares.

Educación en valores y educación emocional

–        Afianzar el uso de la Disciplina Positiva en el modo de gestionar los conflictos de convivencia, frente a la Disciplina Punitiva.

–        Fomentar el modelo responsabilizador y reparador del daño causado, frente al modelo sancionador y disiciplinario → Cultura de mediación.

–        Los Programas de Mediación y Convivencia

–        Los planes de acción tutorial conectados con los planes de convivencia.

–        Equipo de alumnado mediador.

–        Equipo de alumnado ayudante.

–        Equipo de alumnado para el servicio de acogida del centro.

  • c.-Nivel terciario o de prevención específica: actuaciones reactivas.

Se trata de actuar lo antes posible con el alumnado que pueda estar implicado en un supuesto acoso escolar, con el objeto de pararlo y prevenir que las consecuencias negativas que están produciéndose puedan llegar a ser mas graves. Aquí es donde se enmarca el protocolo de actuación ante casos de acoso escolar, que se aplica desde el servicio y «que pretendemos extender cada vez más para que se pueda aplicar de manera eficiente por cada centro escolar del Archipiélago», concluyó Monzón.

Deja un comentario