800 personas en Fuerteventura necesitaron atención de Cáritas en 2022

Cáritas Fuerteventura
Entrevistas
800 personas en Fuerteventura necesitaron atención de Cáritas en 2022
Loading
/

Cáritas Diocesana de Canarias atendió en la isla de Fuerteventura alrededor de 800 personas en 2022.Como en el resto de Canarias, el perfil se ajusta en su mayoría a mujeres, que tienen entre 40 y 59 años, sin trabajo, con nivel bajo de formación y con hijos a su cargo.Hay una singularidad en Fuerteventura en relación al resto del archipiélago y es que estas mujeres son extracomunitarias. Así se desprende del Informe de Cáritas 2022 dado a conocer esta semana y del cual hemos hablado hoy en los micrófonos de  Radio Sintonía, con la  secretaria general de la entidad, Caya Suárez.

 

Suárez recordó que hay distintos niveles de pobreza, por eso ‘hablamos de pobreza, vulnerabilidad y exclusión’. En este sentido aclaró, que “se entindiende que la pobreza es algo mas que lo  material, lo que comúnmente conoce la  sociedad, cuando una persona no tiene para pagar el alquiler, no tiene recursos, ni ingresos para cubrir sus gastos de la vida cotidiana”. Está también la pobreza de participación, y tiene que ver “cuando las personas no tienen oportunidad de una búsqueda activa de empleo, cuando no tienen una red de apoyo, cuando hay un  imprevisto y no lo pueden superar, cuando no tiene acceso a la educación, porque no tienen recursos o porque su situación y su contexto familiar y personal no les permite acceder a los recursos”.

Se considera pobreza severa cuando una persona se queda sin hogar “te quedas en la calle, no tienes acceso a los derechos, ya sea por la brecha digital, por su situación de adicción o  por una cuestión de salud mental”.Hay distintos niveles de vulnerabilidad que es ” estoy en el límite, pero puedo caer en una situación de exclusión social” señaló la representante de Cáritas.

Informe 

En el informe se recoge que las personas atendidas por Cáritas Diocesana de Canarias han sufrido un mayor deterioro, no sólo en sus economías, sino también en su salud mental, lo que ha derivado en aislamiento, soledad e incremento de adicciones. También ha propiciado la aparición de nuevos perfiles de pobreza y otras situaciones como las de las personas trabajadoras pobres y una mayor vulnerabilidad de las personas mayores.

La entidad atendió en 2022 a 28.487 personas, un 15% más que en 2019, cifras que hay que analizar en el contexto de la mayor crisis económica y social en tiempos de paz pues, es preciso tener en cuenta, que Cáritas había atendido a 45.331 personas en 2020 y a 53.186 en 2021. Según expuso el obispo de la Diócesis de Canarias y presidente de Cáritas, José Mazuelos, “se atendió a un 12% de la población de la provincia de Las Palmas en riesgo de pobreza y exclusión social”, durante los dos años de crisis.

José Mazuelos señaló también que la situación “ha revertido de forma extensiva”, y el pasado año Cáritas atendió un 7% de esa población, “pero advertimos con dolor que la pobreza se ha intensificado y se ha tornado más severa para las personas más pobres y vulnerables”, según reflejan los datos de la Memoria anual de la institución.

Deja un comentario