Alberto Ucero: «la hubara canaria, Paco, que quiere conocer a Eva»

Del Jable al Malpey
Del Jable al Malpey
Alberto Ucero: "la hubara canaria, Paco, que quiere conocer a Eva"
/

 

Alberto Ucero Solis, investigador del CSIC, participa en la III edición del concurso “Yo investigo. Yo soy CSIC”. El premio es la posibilidad de realizar una estancia en el extranjero para seguir su formación. Así que animamos a los oyentes de Radio Sintonía a dar un like en su video de You Tube,  ya que gana el video con más likes. Ucero además, nos habla de la tesis doctoral que realiza sobre la hubara canaria.

 

Podcast/ Del Jable al Malpey.- 2022.01.11.- Abre el programa el poema elegido por nuestra corresponsal literaria, Pura Cuenca Roy, de la escritora y traductora de euskera, premio nacional de poesía, Miren Agur Meabe, de su libro “Cómo guardar ceniza en el pecho”, su verso dedicado a la palmera canaria.

Presentación Marusa Hernández y Sofía Menéndez.-

Primera entrevista del año 2022 a Alberto Ucero Solís, Investigador del CSIC, realiza su tesis doctoral de la avutarda hubara canaria que este mes de enero –por cierto- es la especie protagonista de la Revista Quercus.

Sus investigaciones han dado interesantes resultados entre otras cosas se han documentado por primera vez movimientos entre islas en la hubara canaria. Un macho liberado con emisor en La Graciosa a finales de 2020 voló a Lanzarote y de ahí a Fuerteventura en un periplo de varios meses. Estos desplazamientos facilitan el intercambio genético entre las distintas poblaciones de esta subespecie endémica.” Esta investigación que aparece publicada en la edición de enero de la Revista Quercus está dirigida por el biólogo del Museo de Ciencias Naturales, Juan Carlos Alonso, y su equipo Inmaculada Abril-Colón, Alberto Ucero y Carlos Palacín.

“El 16 de diciembre de 2020, agentes de la Reserva Marina de La Graciosa detectaron a un ejemplar macho de hubara canaria (Chlamydotis undulata fuertaventurae) que estaba siendo víctima de una agresión por otro macho de la misma especie en el norte de La Graciosa, isla situada frente a la costa norte de Lanzarote. Al comprobar que no volaba fue recogido y trasladado a la clínica veterinaria Arrecife, en Lanzarote, donde los veterinarios no apreciaron lesiones de importancia.

Los investigadores del Proyecto Hubara, que en esas fechas nos encontrábamos en La Graciosa realizando un censo, comprobamos que el tamaño y el peso del ejemplar rescatado eran inferiores a los valores medios de machos adultos de esta subespecie endémica de las islas Canarias orientales. Procedimos a su marcaje con un emisor GSM/GPRS para poder realizar un seguimiento de sus movimientos una vez que el ave fuese rehabilitada y liberada. Los emisores tienen integrado un acelerómetro, sensor de movimiento que permite distinguir entre numerosos tipos de comportamiento. La batería se recarga mediante paneles solares, permitiendo un seguimiento de los individuos marcados a lo largo de varios años”, según el texto de la revista española más importante de observación de la naturaleza, Quercus.

Alberto Ucero, explica las principales amenazas a las que se enfrenta la Hubara canaria, todas ellas relacionadas directa o indirectamente con la actividad humana (instalación de tendidos eléctricos y parques eólicos, construcción de urbanizaciones y carreteras, extracciones de áridos,  uso irresponsable de los parajes naturales debido a coches todo terreno, motos y quads que circulan fuera de pista o a velocidades no permitidas, actividades deportivas con una gran afluencia, dueños con perros sueltos, gatos asilvestrados, etc). El investigador también nos relata el triste final del individuo recogido en La Graciosa y marcado con emisor. Según la necropsia realizada por el veterinario se desconoce la causa de la muerte. Ucero no descarta que muriera atacado por los cuervos al ser un macho de pequeño tamaño y poder estar muy débil después del viaje, aunque asegura que se trata simplemente de una hipótesis.

Las medidas de conservación para la hubara son muy urgentes porque la situación es crítica, afirma Ucero, dedicado en «cuerpo y alma» a salvar a esta subespecie canaria.

 

Deja un comentario