Los ayuntamientos tienen que gestionar las colonias de gatos en los núcleos urbanos

Gloria Moreno, defensora de los derechos animales, explica la necesidad de capturar los gatos asilvestrados en el medio natural para proteger las especies en peligro de extinción.

La introducción Del Jable al Malpey.- Pura Cuenca Roy, corresponsal de cultura y ciencia del programa, nos regala un poema de la recién nombrada premio Nobel de Literatura 2020, Louise Glück.

Entrevistamos a Gloria Moreno, defensora de los derechos de los animales. Conocida por su trabajo en el Seprona de Lanzarote. Hablamos del tema de los gatos que forma parte del grupo de animales domésticos.

“Su experiencia, -explica-, implica su división primero en los felinos con hogar (que deben tener chips y mantenerse en el recinto de la casa). Su cuidado y control depende de sus propietarios. Segundo, los gatos de las colonias urbanas ( son responsabilidad del ayuntamiento  y conllevan el cuidado por parte de las autoridades municipales, hacen un servicio a la comunidad al mantener a raya las plagas de roedores, como las ratas en núcleos urbanos). Sin embargo, su alimentación en la mayoría de los casos recae sobre ciudad

 

anos amantes de los gatos que les compran alimento, y hasta los desparasitan y esterilizan, por dejación de la administración; cuando estos recursos deberían salir de los presupuestos municipales.  Sería importante llevar a cabo al menos dos campañas de esterilización al año para que tampoco se conviertan en un inconveniente por su capacidad reproductora. Por último, están los gatos asilvestrados en el medio natural que depredan sobre la fauna protegida y son un grave problema para las especies en peligro de extinción como aves, reptiles, insectos… Por ello, es necesario que sean capturados y entregados a los albergues de animales para ver si es posible su reinserción.”

Se trata de un asunto complejo los gatos son animales domésticos y su maltrato está penado, afirma Moreno. Una sentencia del Constitucional del 15 de julio del 2020 supone la validación de la Ley de la Rioja que indica que será obligatorio la esterilización ante el problema de la superpoblación de los gatos, por culpa del abandono. Así que en las Islas la ley canaria debería recoger este asunto.

El gato callejero de toda la vida es responsabilidad del Ayuntamiento que debe alimentarlo y cuidarlo, y no la vecina o vecino que por pena lo alimenta y encima le puede caer una sanción administrativa porque está prohibido dar de comer a los animales en la vía publica, por las molestias de malos olores o suciedad. Debemos reflexionar porque se trata de una cuestión ética, no se puede multar al que encima hace tu trabajo.

 

 

Del Jable al Malpey – 13.10.20 (parte 1)

DEL JABLE AL MALPEY
Del Jable al Malpey
Del Jable al Malpey - 13.10.20 (parte 1)
Loading
/

 

Deja un comentario