El enterramiento de la Cueva de Villaverde es aborigen

Yacimiento aborigen Cueva de Villaverde en Fuerteventura

El análisis realizado a los restos óseos del enterramiento de un hombre y un niño descubiertos en 1979 en la Cueva de Villaverde han confirmado su contexto prehispánico, que data del siglo XII-XIII.

La excavación se reanudó en 2018 tras 30 años paralizada, siendo el Ayuntamiento de La Oliva el impulsor en la segunda fase de la investigación que se llevará a cabo en verano de 2019, financiando la excavación y las medidas de divulgación para el yacimiento arqueológico.

Según ha informado el Ayuntamiento de La Oliva, la investigación ha dado como resultado la confirmación de que se trata de un enterramiento aborigen, así como la confirmación de los vestigios de un poblamiento prehispánico.

El yacimiento declarado Bien de Interés Cultural (BIC), pudo estar ocupado durante unos mil años (desde el siglo III al XVIII), fechas que tratará de confirmar la investigación, y que de ser así situarían a la Cueva de Villaverde como un poblado aborigen de referencia a nivel de Canarias, según ha informado el Ayuntamiento.

José Juan Torres, director de ‘La Rofera’ y miembro del equipo de trabajo del Proyecto de recuperación Cueva de Villaverde, así como con Rosa López, arqueóloga del proyecto que realiza la empresa Arenisca, aclaraban en ‘Radio Sintonía’ el pasado mes de marzo en qué consisten las tareas de recuperación que despiertan ‘mucha curiosidad’ entre la población.

Una vivienda del s.VIII

La datación de los restos óseos del varón de unos cuarenta años que apareció enterrado junto a un niño de cuatro, situado en una extraña posición sobre la cabeza del adulto, ha confirmado que este enterramiento corresponde a la cultura aborigen, al fecharse entre los siglos XII y XIII.

Con respecto a las estructuras del exterior, serían incluso más antiguas. «con las dataciones por carbono 14 de restos de huesos de cabra y cenizas, hemos podido saber que las estructuras más antiguas investigadas en esta fase podrían corresponder a un hogar del siglo VIII», ha explicado la arqueóloga y directora del proyecto, Rosa López.

En las excavaciones de los años ochenta se descubrieron también huesos de foca monje, siendo el de Villaverde el único yacimiento donde han aparecido estos restos, según han informado desde el Ayuntamiento de La Oliva

El futuro de la Cueva de Villaverde

La última investigación arqueológica realizada en 2018 fue promovida por la Dirección General de Patrimonio Cultural del Gobierno de Canarias. En la segunda fase programada para este verano, el Ayuntamiento de La Oliva se ha involucrado con el yacimiento que se encuentra en territorio municipal, destinando una inversión propia para cofinanciar el proyecto.

«La situación económica nos lo permite, y la oportunidad lo merece, porque podemos contribuir a entender cómo vivían nuestros antepasados. Nos dicen que podría ser el yacimiento más importante de Fuerteventura en este sentido, y uno de los más relevantes de Canarias, así que lo tiene todo para convertirse en un futuro centro de interpretación», ha afirmado el alcalde municipal, Isaí Blanco.

A la inversión en la investigación se suma otra destinada a instalar lonas interpretativas en el exterior de la cueva, ascendiendo el importe total entre los dos proyectos a unos 20.000 euros, según ha explicado la concejala del área de Cultura y Patrimonio, Guacimara González.

La visita virtual del yacimiento está disponible en yacimientocuevadevillaverde.org.

Deja un comentario